Curiosobundo Rotating Header Image

Media

La religión en España

La religión en España tiene mucha más presencia de la que la gente cree.

La sociedad está saliendo de la religión más practicante, sin embargo debemos observar donde.

En la clase social más alta la religión sigue muy presente.

En la clase política la religión sigue moviendo hilos.

Las comunidades inmigrantes también tienen una presencia religiosa enorme.

Así pues… la clase media donde queda?

Pues muy fácil, la clase media no tiene religión alguna o como mucho tiene una religión heredada pero no practicada. Como quien tiene tradiciones.

Es importante que la religión siga perdiendo presencia en la clase social española.

No olvidemos que la iglesia católica se puso del lado del Franquismo.

No olvidemos que la iglesia católica en España se ha pronunciado al lado del Partido Popular.

No olvidemos que la iglesia católica ha atacado a Cataluña.

La información tiene precio

La información tiene precio.

Cada día se compran entrevistas. Se compran confesiones, exclusivas y los gobiernos no dicen nada.

Alguien va a prisión por un crimen cometido y cuando cumple condena es liberado. Nos gustará o no, pero si es liberado es porque la ley lo ha decidido. La misma ley y la misma justicia que nos juzga a todos.

Si la justicia y la ley hablan debemos respetarlo, sin ley, sin justicia, estaríamos perdidos.

Si estamos en contra de la ley debemos cambiarla, no quitarla.

Si estamos en contra de la justicia, debemos cambiarla, no tomarla por nuestra mano.

El criminal que intentó matar a Juan Pablo II, originalmente Karol Wojtila, ahora quedará libre. Un canal de televisión quiere una entrevista exclusiva y está dispuesta a pagar dos millones de dólares.

No nos gusta, por supuesto no nos gusta, pero es la sociedad la que lo permite, nuestros políticos, nuestra justicia y nuestra ley.

No podemos quejarnos porqué él lo haga. Si ha sido liberado, tiene los mismos derechos que los demás.

Sanción ejemplar para PEPE

Tras la agresión de Pepe a Casquero en el Real Madrid - Getafe, se espera una sanción como Dios manda.

Se espera una sanción que deje clara la visión de la federación y del comité de competición.

Se espera un ejemplo para los amigos del futbol, los amigos del buen juego, los niños.

Se NECESITA un gesto que deje donde toca a este criminal del futbol.

No me sirve que diga que no es violento.

Tras el penalty claro:

2 patadas a un hombre en el suelo.

Un tirón de pelo al hombre que yace en el suelo.

Pisa con la rodilla el pecho del hombre que sigue en el suelo.

Pisa las piernas del jugador del suelo cuando le apartan de él.

Empuja a uno de los compañeros del agredido.

Pega un puñetazo a un compañero del agredido que tan solo le apartaba del hombre caído.

Le empujan fuera del campo sus propios compañeros.

Insulta a los arbitros.

Se cola en el campo estando expulsado fuera de él, para celebrar el gol de su equipo.

A MI NO ME SIRVE QUE DIGA Q LE SABE MAL HABERSE COMPORTADO ASÍ.

Pepe debería disculparse a Albín, a quien pegó en la cara sin ningún tipo de razón, debería disculparse a Casquero por patearle, pisotearle y agarrarle del pelo mientras yacía en el suelo.

Pido desde aquí una sanción ejemplar. Media temporada? Una entera!

Queremos futbol! No queremos violencia en el futbol!!!

Facebook en crisis

Leí este interesante artículo de Josep Maria Sala de Social Media en el que enfoca uno de los casos más claros del fracaso por el éxito. Hace falta estudiar muchos aspectos para ver si algo va a ser escalable o no, cuando se diseña una aplicación web, es necesario estudiar qué consecuencias puede tener, qué límites, hasta donde te puede llevar.

Facebook parece que está llegando a sus límites. Veamos hasta donde puede llegar y si puede capear el temporal.

Adjunto el artículo:

Cuando Microsoft decidió invertir 240 millones de dólares en Facebook para comprar el 1.7% de sus acciones parecía que la compañía de Mark Zuckerberg dispondría de suficiente capital para hacer frente a los costes del rápido crecimiento que está viviendo la plataforma. Este dinero debía ayudar a contratar personal y permitirles no preocuparse por los beneficios o salir a bolsa como mínimo hasta el 2009, tal y como anunció Jim Breyer en 2007.

Sin embargo una serie de factores han forzado a Facebook a buscar nuevamente capital mucho antes de lo que imaginaban.

Es innegable que Facebook está creciendo a un ritmo impresionante. Hace un año, según auditó Comscore, tenían únicamente 74 millones de visitas únicas al mes, y un total de 35 billones de páginas vistas. Hoy en día estos números se han incrementado en un 118% y 74% respectivamente, hasta 161 millones de visitantes y 61 billones de páginas vistas por mes.

El crecimiento, en parte gracias a las versiones traducidas por los propios usuarios, ha superado sus propias proyecciones internas. Y hacer funcionar esta maquinaria no es barato en absoluto.

Entre las estimaciones de gastos, se calcula alrededor de 1 millon de dólares al mes en electricidad. El ancho de banda consumido cuesta más de 500.000 dólares al mes. La compañía ya ha destinado 100 millones de dólares para comprar 50.000 servidores durante los dos próximos años. Incluso hay fuentes que aseguran que están comprando un NetApp 3070 (un sistema con más de 500 terabytes de almacenamiento) semanalmente para alojar la enorme cantidad de contenido que generan los usuarios. A 120.000 dólares la unidad más básica los costes se incrementan rápidamente. La guinda del pastel son los más de 15 millones anuales en alquiler de oficinas y datacenter.

Y no olvidemos al capital humano que gestiona todo esto. Con una plantilla de 750 empleados, Facebook gasta un mínimo de 10 millones de dólares al mes en salarios. 

Podemos estimar que el mero hecho de mantener Facebook en funcionamiento cuesta unos 200 millones de dólares al año. Y el problema no es el coste millonario de mantener el servicio funcionando, sino poder aguantar el ritmo de crecimiento, particularmente la capacidad de almacenamiento. Lo cual añade otros 100 millones más.

¿Cuánto cubren los ingresos?

eMarketer estima que los ingresos para el 2008 serán de unos 265 millones de dólares, lo cual no cubre los costes actuales. Y no está claro que los ingresos vayan a crecer al gran ritmo de los costes.

Además existe el problema de la localización de los usuarios. Hace un año el 42% de los usuarios de Facebook eran de Estados Unidos. Pero el crecimiento de Facebook está ocurriendo fuera. 19 millones viven en África, 26 millones en Asia y 48 millones en Europa, la zona geográfica con mayor cuota de usuarios, frente al 42% de EE.UU y 16% en América Latina. Hoy en día solo uno de cada cuatro usuarios de Facebook es norteamericano.

Los usuarios internacionales no pueden monetizarse. Además los costes de ancho de banda son generalmente más altos que en EE.UU, con lo que los usuarios cuestan más dinero a la empresa y no traen beneficio.

La solución ya no pasa por conseguir más usuarios norteamericanos pues se está llegado al punto de saturación, y además se compite directamente con MySpace por la cuota de mercado. Al ritmo de crecimiento actual Facebook aún necesitaría 18 años para superar a MySpace en EE.UU.

Se enfrentan a unos costes crecientes con unos ingresos que no llegan a ese nivel. Y el dinero no sobra en este momento. Los ingresos para 2008 serán unos 100 millones de dólares menores de lo que estimaron hace un año. Y si la economía sigue en el estado actual Facebook puede empezar a tener problemas.

Una parte importante, probablemente la mayoría de los 500 millones de dólares que consiguieron de varios inversores el año pasado ya se ha gastado. El año que viene el gasto será mayor si tenemos en cuenta las tasas de crecimiento internacionales, donde hay más margen para aumentar el número de usuarios. Es posible que tengan dinero para aguantar solo un año más a este ritmo y no hay indicios de una salida a bolsa inminente.

Incluso si tienen capital para 2010 (algo imposible de estimar sin saber exactamente los costes totales), la crisis económica probablemente será peor de lo que se esperaba. Si no consiguen inversión ahora, puede que más adelante ya sea tarde.